vie. Nov 15th, 2019

Fiscal Emiliano Arias, rechazó categóricamente las denuncias de tráfico de influencias.

El fiscal regional de O’Higgins, Emiliano Arias, rechazó categóricamente las denuncias de tráfico de influencias, violación de secreto y obstrucción a la justicia formuladas en su contra por el fiscal de Alta Complejidad de Rancagua, Sergio Moya.

Además, reconoció que lo tomó por sorpresa las denuncias de Moya porque, » ahí hay una intencionalidad que, en este momento, no puedo dilucidar».  Arias insistió que las denuncias buscan «el desprestigio del investigador». Añadió que cuando no se puede controlar al persecutor, aparecen este tipo de acusaciones infundadas. Sobre su salida de las investigaciones, reiteró que «a nadie le gusta que le quiten las causas», pero el tema fue resuelto por la Corte Suprema.  

En tanto, el fiscal jefe de Alta Complejidad de Rancagua, Sergio Moya, aseguró que caso Caval fue afectado por «consideraciones de carácter político». Explicó que estas eran tendientes a moderar el daño de la investigación tanto para los gobiernos de Michelle Bachelet como de Sebastián Piñera. Esto al detallar las razones que lo llevaron a denunciar a su superior, Emiliano Arias.  

Además, Moya dijo manejar «la misma información» que le presentó una periodista sobre que un ex ministro de Defensa y de Justicia del segundo Gobierno de Michelle Bachelet, alusión a José Antonio Gómez, le pidió al ministro de la Corte de Apelaciones, Emilio Elgueta, votar por Arias como jefe de la Fiscalía Regional de O’Higgins. Agregó que también le habría pedido a Arias manejar el caso Caval de manera que «no siguiera causando daño al gobierno anterior».

Tras las denuncias que presentó el fiscal de Alta Complejidad de Rancagua, Sergio Moya, en contra de su superior, el fiscal regional Emiliano Arias, el abogado del ministro Emilio Elgueta, Boris Paredes, señaló que existe una «evidente animadversión» de parte de Moya, quien lidera la investigación, hacia los jueces investigados. Agregó que por esto «sería bueno que saliera de la causa», ya que «no da garantías de imparcialidad».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *